V Reich

V Reich

No se sabe a ciencia cierta quién fundó el V Reich que actúa en los alrededores de Puentechatarra, pero sin duda fue alguien que dió con un filón de libros de Historia del siglo XX y le patinó la neurona concretamente con toda la parafernalia nacionalsocialista del fascismo europeo de los años 30 y 40. Apartándose de la actitud y las pintas más anarco-punk de los pandilleros corrientes, esta persona fundó una organización altamente militarizada, organizada y jerarquizada, haciendo acopio de una gran cantidad de material bélico en un asentamiento con aspecto de fortaleza al que bautizó como Festung Germania. Como los libros del Mundo de Antaño hablaban de fechas muy antiguas, y ante la duda de si había habido otro Reich posterior al tercero del que tanto había leído en ellos, la bautizó como V Reich por si las moscas.

A pesar de sus pretensiones, hasta fechas cercanas era un grupo bastante patético que solía llevarse palizas de cualquier facción que se lo cruzase. Pero como si el destino hubiera intervenido, dos hechos fortuitos pero similares han cambiado las tornas. En un búnker militar encontraron en unas cámaras criogénicas a unos soldados genéticamente mejorados para la guerra, más fuertes y menos inteligentes. Estos fueron convertidos en la tropa de élite del V Reich, los Ubersoldat. Y además, en otra expedición rutinaria en busca de suministros, fue descubierta una trampilla bajo los escombros de una mansión en ruinas del Mundo de Antaño. Esta conducía nada más y nada menos que al museo privado de Edward Berhart, que contenía entre otras muchas cosas cientos de uniformes y armas de la II Guerra Mundial, un material ideal para equipar a las tropas de la facción.

Organización

Los principios básicos del V Reich son un odio profundo a los Mutardos, a quienes consideran animales indignos de codearse con los humanos, así como una especie de culto catastrofista al fin del mundo, que ellos están convencidos de que aún está por llegar. Así pues, combinan lo mejor de los “preppers” del fin del mundo actual con un sano odio racista por aquellos a quienes consideran inferiores. Cabe decir que, mientras no tengas miembros de más, escamas, cola o alguna mutación rara, el V Reich te recibirá con los brazos abiertos sin importar tu sexo, raza o religión: mujeres, latinos, negros, judíos y demás integran las filas de esta organización, que en la actualidad está dirigida por el Führer Aaron Schwartzmann.

No se admiten más comentarios