Bestiario del Páramo: Terraburones

BestiarioDrSiriousHola trons.

Como todo quisqui sabe, el Páramo está lleno de bichos peligrosos, que te pueden arrancar las pelotas a poco que te descuides. Normalmente la basca se va por ahí a verlas venir, sin coscarse de qué bestia se puede encontrar, y luego pasa lo que pasa. Por eso he decidido dedicar mi vida a ser un masca de estos temas, siendo Bichólogo y Mutardólogo Oficial del Gremio Electroprotéico de la Carne y el Metano de Puentechatarra (del que soy miembro fundador, y también presidente, secretario, tesorero y especialista de campo). Soy el doctor Sarious e intentaré en esta Guía de los animales, criaturas y mutaciones del Páramo realizar un estudio chachi de los bichos que pueblan nuestro mundo.

Hoy hablaré del terraburón, uno de los depredadores más peligrosos del Páramo. Siempre hambrientos y extremadamente voraces, si pasas por una de sus zonas lo puedes tener muy crudo.

Descripción

Se trata de un extraño cruce entre topo y tiburón, con boca gigante fea como culo de un mutardo con tres líneas de dientes afilados (la cuarta línea, por suerte, está compuesta por muelas romas). Es un bichaco de entre 1,5 y 3 metros (los machos suelen ser más grandes que las hembras), con tres pares de patas que finalizan en unas zarpas con una forma perfecta para cavar. Son totalmente cegatos, pero tienen una gran percepción y sensibilidad a las vibraciones y ruidos en la superficie de la tierra.

Hábitat

Estas bestias se mueven bajo tierra en zonas arenosas o de poca dureza del terreno, donde pueden moverse “como pez en el agua”… juas, ¿lo habéis pillado?. Por la parte chachi, estos lugares no son habituales en la zona de Puentechatarra… pero por la parte chunga, en sus zonas de anidación siempre hay un porrón de ellos.Terraburón

Comportamiento

La principal forma de caza del terraburón es mediante cebos. Dejan sus huevos en terreno abierto de la superficie, donde son un manjar muy apetitoso para muchos animales, y por supuesto nosotros. Cuando sus presas se acercan a cogerlos… ¡ZASCA! Ñasco del copón. Se puede decir que es un nuevo paso en la evolución, donde los hijos empiezan a ser útiles hasta antes de salir del cascarón, no como… bueno, este texto no es para hablar de mi sobrino.

Usos

Los huevos de terraburón son muy cotizados, sus tortillas son famosas por su tamaño y gran aporte calórico y nutritivo. Además, el aceite de su embrión es un excelente lubricante para distinta maquinaria y los mecanismos de las armas.

La carne en sí del terraburón adulto es seca y correosa, así que por lo general no merece la pena jugarse el culo por ella. De todos modos, si consigues un ejemplar de esos, lo cierto es que su piel gruesa y dura es también una buena materia prima para armaduras de cuero. Además, un collar de dientes de terraburón es una buena muestra de lo aguerrido que es un pandillero (y queda chulo que te pasas), y muchas tabernas pagan bastante bien por el cabolo de uno de estos bichos para adornar su pared de trofeos, y no digamos de sus aletas, cotizadas para hacer sopas (que dicho sea de paso, saben a rayos).

 

Marcar el Enlace permanente.

Deja un comentario